Inicio

En las mejores manos

El personal de Cesma, altamente cualificado, atiende al trabajador en caso de contingencia profesional, es decir, cualquier accidente o enfermedad relacionados con el trabajo. El paciente es atendido en uno de los centros asistenciales de Cesma en régimen de ambulatorio y de urgencias que no revistan gravedad. Una vez diagnosticada la patología, el personal sanitario aplica el tratamiento necesario para su cura, y si el caso lo requiere, el paciente es trasladado a un centro especializado. Este efectivo servicio beneficia notablemente al trabajador, ya que supone su total recuperación sin tiempos de espera. La empresa se ve igualmente beneficiada, ya que, mediante un riguroso control de la evolución de la patología, se consigue que los tiempos de baja sean los necesarios para la recuperación del paciente.

Todos los centros asistenciales de Cesma están dotados de avanzada tecnología y disponen de los mejores profesionales en las diferentes especialidades de medicina que el paciente necesite. Éste se sentirá respaldado en todo momento por un equipo humano que velará por su salud. Todos los centros asistenciales de Cesma disponen de salas de rayos X, donde se detecta cualquier lesión traumatológica provocada por un accidente laboral.

Una vez diagnosticada la lesión, nuestro equipo médico aplica el tratamiento necesario con el fin de conseguir la total recuperación del trabajador. Cuando se estime necesario, se aplican diversas técnicas de fisioterapia como la electroterapia, mecanoterapia, y tratamiento de masajes. Las salas de rehabilitación están perfectamente equipadas con una amplia gama de material para la realización de todas estas técnicas